lunes, 9 de agosto de 2010

EL POZO DE JUAN CARLOS ONETTI

El pozo de Juan Carlos Onetti:elementos para su análisis
Análisis -Resumen de El PozoJuan Carlos Onetti

Eladio Linacero escribe sus memorias durante una noche. En ellas, cuenta que vive en una pieza de pensión, que comparte con Lázaro, un obrero militante del Partido Comunista. Está divorciado, y sus relaciones con las mujeres se limitan a encuentros ocasionales. Ha sido periodista.En un relato fragmentario, recuerda a algunas personas y evoca fantasías a las que llama" aventuras". Asegura que son muchas, pero sólo cuenta una: la de la cabaña de troncos, con variantes. Lo que se mantiene sin cambios en estas aventuras es que él es el protagonista y que se llevan a cabo en lugares exóticos.Está solo, se lleva mal con Lázaro, a quien desprecia, y se siente incomprendido incluso por Cardes, un poeta a quien admira y con el que intenta compartir, sin éxito, sus fantasías.Poco antes del amanecer, cada vez más solitario y cansado, deja de escribir.La obra de Onetti podría considerarse anacrónica, porque se anticipa a lo que se llamó la "nueva novela latinoamericana". Si bien durante décadas no recibió el reconocimiento general, hoy es considerado un clásico, por­que, al modificar las reglas vigentes, inauguró un estilo que alcanzó legiti­midad y permanencia.En la época en la que Onetti escribió sus primeras obras, la novela era un género poco cultivado en lengua española. En el Río de la Plata, podían encontrarse, principalmente, dos tipos de novelas: las europeas, de temática realista, que buscaban imitar fielmente la naturaleza y la realidad; y las lo­cales, que presentaban temas fantásticos.Sin embargo, Onetti no adhirió a ninguna de estas categorías: no imitó la realidad exterior, sino que la fragmentó y distorsionó, pero sin entrar en lo fantástico. Es decir, no introdujo lo extraño para alterar lo conocido o cotidiano, sino que retornó a la técnica de la ficción dentro de la ficción, de antigua tradición en la narrativa. Inició esta modalidad en su novela El pozo (1939), con la inclusión del ensueño como un plano distinto del de la realidad.Onetti convirtió las ciudades rioplatenses (Buenos Aires y Montevideo) y a sus habitantes en personajes centrales de su narrativa. Su obra marcó una eta­pa decisiva en la literatura latinoamericana: la del hombre urbano, violentamente inmerso en una modernidad caótica, angustiante. Además, se desta­ca por concebir
LLER MÁS:

El pozo de Juan Carlos Onetti:elementos para su análisis (1)